Si te gusta, compártelo

Por DANIEL RIOBÓO BUEZO 

En Deporadictos cumplimos dos años de andadura digital y hemos decidido mirarnos al espejo. En principio el proyecto, con otro nombre, iba a ser una publicación para tabletas con vocación española pero también latinoamericana, con reportajes y entrevistas exclusivas con grandes deportistas y con firmas de prestigio pero la realidad frustró nuestro sueño. La fuerte inversión necesaria, los escasos ingresos que proporciona la publicidad y que muy pocos lectores parecen dispuestos a pagar por el contenido nos hizo aparcar nuestra idea inicial. Así que decidimos reducir la inversión y el riesgo para poner en marcha un pequeño, humilde pero a la vez (creemos) original blog con dos o tres reportajes o entrevistas semanales. ¿Y por qué creemos que es original? Por los temas que tratamos, por contextualizar y relacionar el deporte con otros ámbitos (política, cine, viajes, música o incluso el humor) o por proponer temas prácticos que puedan ser útiles a nuestros lectores. Y es que en nuestro blog prácticamente no hacemos crónicas ni previas ni damos resultados, para eso ya están los medios tradicionales. Intentamos hacer otras cosas porque pensamos que si quieres crear un micromedio que sobreviva en el tiempo hay que hacer algo diferente, aunque no siempre es fácil.

Pero este post no pretende ser solamente ombliguista, queremos que pueda ser de utilidad para quienes ponen en marcha un proyecto digital con vocación de permanencia en el tiempo por lo que vamos a comentaros algunos aciertos y errores que hemos cometido o que pueden cometerse al empezar. Esperamos que pueda orientar a nuevos blogueros o a quienes ya han puesto en marcha su web y se sienten tentados a abandonarla.

Hoy en día poner tu micromedio en marcha sólo necesita una buena conexión a internet y muchas ganas.
Hoy en día poner tu micromedio en marcha sólo necesita una buena conexión a internet y muchas ganas.
  • Aciertos y consejos a seguir

-Publicar con regularidad. En nuestro caso, y aunque hay etapas en las que hemos estado bastante ocupados con otros trabajos, nos hemos obligado a seguir publicando al menos dos temas a la semana si bien alguna vez, especialmente en verano, hemos actualizado algún tema antiguo. Y es que si las teles y los medios de comunicación recurren a los refritos, ¿Por qué no íbamos a hacerlo nosotros? Si publicas contenido original regularmente los buscadores te acaban premiando y las visitas y lectores aumentarán progresivamente. En nuestro caso ahora mismo tenemos 35.000 visitas al mes (en septiembre), un número que creemos que no está nada mal.

Buscar siempre un enfoque diferente o un protagonista, aunque sea anónimo, con algo nuevo que aportar. La originalidad no es sencilla y hay periodos de bloqueo. Un buen consejo para evitarlos es ir apuntando temas y enfoques que se nos puedan ocurrir cuando “la musa” nos visita para tener material utilizable en otras etapas menos creativas.

Mezclar temas prácticos con temas más personales. A los lectores les gusta que les orienten y les faciliten las cosas, son temas que suelen funcionar y hacen que un blog tenga visitas y pueda captar anunciantes. Los reportajes más personales son los que nos dan una mayor satisfacción si bien no siempre tienen la repercusión que nos gustaría. Lo más adecuado creemos que es un equilibrio entre ambos.

-Informarse bien sobre los editores, las características de los mismos y cuánto queremos invertir. Si como nosotros y la mayoría de blogueros utilizáis WordPress como editor (o sistema de gestión de contenido) tened claro si queréis que vuestro blog sea de wordpress.org en cuyo caso tendréis que pagar por un hosting pero os permitirá muchas más funciones como incluir publicidad, incorporar plugins, tocar el código, etc. Mientras, si elegís el .com os ahorraréis tener que pagar por el alojamiento en el servidor pero en cambio os limitará bastante para las opciones anteriormente comentadas. Luego ya debéis decidir si comprar vuestro propio dominio y dónde queréis alojarlo, las opciones son muy amplias. Nosotros tenemos el dominio comprado en Nominalia y, desde hace un año, tenemos el alojamiento con Hostgator que da servicio 24/7/365 , algo muy recomendable para tener siempre un servicio técnico a tu disposición por si hay problemas.

-Dar importancia al diseño. Si bien lo que diferencia a un blog es el contenido, tampoco hay que descuidar el diseño. Podéis externalizar este trabajo contratando a un diseñador que os haga una cabecera y elija la plantilla o también lo podéis hacer vosotros si bien hacer una cabecera ya requiere más conocimientos de diseño y, en nuestro caso, nos las han hecho, la actual es de Víctor Fernández-Peñaranda con sus fotos para Deporadictos. En cuanto a las plantillas de vuestro blog, WordPress ofrece infinidad de modelos, muchos de ellos gratuitos. Eso si, os recomendamos que sea responsive, es decir, que pueda visualizarse correctamente desde distintos dispositivos, especialmente desde los móviles. También es recomendable cambiar el diseño cada cierto tiempo para refrescar el aspecto de vuestro blog.

Superar las crisis en el equipo y contar con colaboradores. Si vuestro blog o web la hacéis entre varios, siempre surgirán disensiones y alguna que otra discusión e incluso alguno puede sentirse tentado a abandonar. Al final hablando se entiende la gente, varios ojos ven más que dos y el trabajo en equipo genera muchos beneficios que iréis comprobando con el paso del tiempo. También es muy recomendable invitar a amigos o a colaboradores externos a participar en vuestro blog si creéis que pueden aportar valor añadido, en nuestro caso así ha sido y les estamos muy agradecidos. 

La Asociación de la Prensa de Madrid nos hizo un hueco en su sección de emprendedores cuando empezamos.
La Asociación de la Prensa de Madrid nos hizo un hueco en su sección de emprendedores cuando empezamos.
  • Errores a evitar

Ser esclavos del número de visitas. Si decidís medir las visitas, Google Analytics puede ser de gran ayuda pero también llegar a ser una obsesión, especialmente al principio. Es recomendable comprobar su evolución para ver qué temas funcionan, si se posicionan bien en Google y otros buscadores o desde dónde y mediante que soportes os llegan los lectores pero no debemos dedicarle demasiado tiempo ni obsesionarnos con la cantidad de visitas. A la larga es mejor tener lectores fieles que muchos que aparecen una sola vez y no vuelven a hacerlo.

Frustrarse por la escasez de ingresos. No nos engañemos, rentabilizar económicamente un blog (o monetizar en el argot internauta) es extremadamente difícil salvo que tenga millones de visitas al mes. La publicidad online da muy poco dinero hoy en día y encontrar anunciantes al principio es complicado y, probablemente, tendréis que recurrir a los anuncios de Google Adsense, algo que hacen hasta los grandes medios. Pero, poco a poco, podéis ir probando otras fórmulas como el marketing de afiliados u ofrecer otro tipo de servicios relacionados. Pero no os obsesionéis ni frustréis por los ingresos, un blog sirve para muchas otras cosas pero difícilmente para ganarse la vida exclusivamente con él.

-Obsesionarse con los seguidores en las Redes Sociales. Si hacéis bien vuestro trabajo los seguidores terminarán llegando. Si no, siempre tenéis la opción de comprarlos (si, hay agencias que ofrecen comprar followers en Twitter o Facebook), algo que no nos gusta y que además se nota aunque lo hagan políticos, famosos, artistas…El número de seguidores en redes sociales está sobrevalorado y no debe obsesionarnos porque poco a poco irán creciendo.

No conseguir que la gente opine o se moje en los debates planteados. En nuestro caso no sabemos por qué la gente no opina demasiado últimamente, si porque está demasiado saturada de información, porque nuestros temas no incitan a ello, por tener que registrarse para opinar o porque prefiere hacerlo en otras publicaciones. En este sentido, pese a que sigue aumentando el tráfico, la participación de los lectores en nuestro blog ha bajado mucho por lo que seguro que algo estamos haciendo mal. Crear una comunidad es fundamental para que un blog pueda funcionar. 

Creer que eres totalmente autosuficiente. Si utilizáis como editor WordPress es cierto que es bastante intuitivo pero al principio os dará problemas por lo que contratar durante algún tiempo a un experto para que os ayude en momentos puntuales nunca está de más. Si no, podéis tener verdaderos quebraderos de cabeza con los problemas técnicos que seguro os surgirán. Poco a poco iréis aprendiendo y finalmente terminaréis hasta tocando código de HTML.

Hasta aquí nuestras reflexiones en el segundo aniversario de Deporadictos. Esperamos que nuestras experiencias os puedan servir de orientación y que os eviten caer en algunos errores que nosotros hemos cometido. Si creéis que este post puede ser útil para otras personas, os pedimos que lo compartáis. Igualmente nos gustaría conocer vuestras opiniones, críticas y sugerencias. Mientras, agradeciendo vuestra fidelidad, seguimos dándole a la tecla…

-Cómo ser representante de deportistas (o artistas) y dónde obtener la formación necesaria

-Los errores del periodismo deportivo, manual urgente para periodistas

¿Quieres recibir nuestros temas en tu email?

* dato requerido
Si te gusta, compártelo