Si te gusta, compártelo

Por LUIS MURILLO ARIAS 

Practicar senderismo es una afición sana, como ya hemos contado en otras ocasiones, pero, si además podemos hacerlo en una zona que nos permite acompañar dicha práctica de la palabra “gastronómico”, mejor que mejor. Es decir, no sólo vamos a ejercitar nuestro físico y a deleitar a nuestra vista con paisajes bonitos y pueblos coquetos, sino que también podemos acompañarlo de una tapa de queso o jamón durante o al final de la caminata. ¿Se puede pedir más?

El otoño es una estación idónea para hacer rutas senderistas por las suaves temperaturas y el colorido del paisaje. Porque nos gusta Extremadura, porque nos gusta el senderismo y porque nos gusta llenar el saque, hemos elegido ocho rutas, para nosotros las mejores, de la comunidad autónoma de los conquistadores. Al final de todas ellas seguro que encontráis un jamón de excelsa calidad y otros manjares.

Y sí, el senderismo gastronómico no sólo se puede practicar en Extremadura, sino que lo podemos hacer extensible a otras partes de España, dados los maravillosos paisajes y la excelente comida que podemos degustar. Pero vayamos paso a paso.

1.- La Ruta del Rey Jayón

En la provincia de Badajoz, muy cerca de la frontera con Sevilla, hay una ruta que no sólo te permite disfrutar de una caminata agradable y un buen jamón, sino que también tiene varios hitos arquitectónicos que se pueden visitar. Son unos 25 kilómetros (6-8 horas) de caminata desde la Mina de la Jayona, en el término municipal de Fuente del Arco, a Llerena.

La ruta comienza en la Mina de la Jayona, una mina de hierro que dejó su actividad en 1921. En 1947 se reabrió al público al declararse monumento natural. Su visita es espectacular por el número de galerías y pisos que tiene, un lugar en el que se pueden divisar aves de todas las clases como murciélagos, búhos reales, mirlos, azores, herrerillos, jilgueros, zorzales, rabilargos o incluso cigüeñas negras.

Desde la Mina de la Jayona se desciende hasta la ermita de la Virgen de Ara, una imagen a la que se le tiene mucha devoción en la zona.

Se transcurre entre olivos, encinares y jaras. Los siguientes lugares reseñables son la Alcazaba árabe de Reina y el teatro romano de Regina, para después llegar a Llerena en el terreno rompepiernas de subidas y bajadas a través de la sierra.

La ruta comienza potente a través de las galerías de la Mina de la Jayona.
La ruta comienza potente a través de las galerías de la Mina de la Jayona.

Normalmente el último fin de semana de abril se hace la ruta oficial organizada por el Ayuntamiento de Llerena y a la que acuden cada año más de mil senderistas que, al terminar, se deleitan con una serie de productos de la zona como detalle de la organización, entre los que no podía faltar el jamón.

2.- Ruta de Carlos V

Una ruta que ya incluimos en las diez mejores rutas de senderismo en España es ésta, situada en Cáceres, que corresponde a la que el emperador Carlos I hizo en 1557 entre Tornavacas y Jarandilla de la Vera, arribando al Monasterio de Yuste, en Cáceres, donde pasó los últimos días de su vida. Son 25 kilómetros y su duración estimada de 8-9 horas. Tiene varias subidas bastante duras, una de ellas especialmente. Por lo tanto, no es apta para senderistas no experimentados. La ruta de Carlos V tiene web oficial y en este enlace podéis consultar sus características.

La espectacularidad de los hitos de La Ruta de Carlos V.
La espectacularidad de los hitos de La Ruta de Carlos V.

 3.- Ruta de la Garganta de los Infiernos

Otra de las caminatas indispensables si se visita el Valle del Jerte es esta ruta circular de unos 17 kilómetros de recorrido y unas seis horas de duración apta para cualquier tipo de senderista. Comienza en el centro de interpretación de la reserva ‘Garganta de los Infiernos’ situado entre las localidades de Jerte y Cabezuela del Valle. Los principales hitos son los Pilones y las preciosas gargantas del río con sus cristalinas aguas, más acaudaladas en otoño, invierno o primavera. Aquí podréis disfrutar de los castañares y, como no, de las deliciosas cerezas del Jerte. Podéis informaros más concienzudamente aquí.

Los Pilones, uno de los hitos de la Ruta de la Garganta de los Infiernos.
Los Pilones, uno de los hitos de la Ruta de la Garganta de los Infiernos.

4.- De Villarreal de San Carlos al castillo de Monfragüe

El primer tramo transcurre por una vía pecuaria uniendo Villarreal con la Casa de Peones Camineros. Después, la subida al castillo, que no es muy pronunciada, permite a los senderistas disfrutar de la exuberante vegetación del camino: madroños, labiérnagos, brezos, durillos y árboles como alcornoques, quejigos y arces.

El castillo es del siglo XII y cuenta con emocionantes leyendas referentes al pasado y la historia de Monfragüe. También os podéis topar con chozos de pastores trashumantes, antiguos molinos de agua, pozos romanos y el Puente del Cardenal, construido en el siglo XV como único paso seguro entre Plasencia y Jaraicejo.

En la web del parque de Monfragüe podéis encontrar más información sobre ésta y otras rutas de la zona. Y si queréis tener una imagen más fidedigna de cómo sería la ruta podéis ver el siguiente vídeo.

5.- Ruta de Isabel la Católica

Este recorrido nos lleva desde Cañamero al Monasterio de Guadalupe en la provincia de Cáceres a través del camino que hacían los Reyes Católicos para acceder al palacio de Mirabel. Son unos 13 kilómetros de dificultad baja y normalmente tardaréis unas cuatro horas en recorrerlos.

Pasaréis por lugares atractivos como la presa del Cancho del Fresno, el Arroyo de los Hilos y la Garganta de Las Pedrizas, así como el Castaño del Abuelo, árbol de que ya hablan las crónicas de 1353. Es impresionante la bajada divisando la Puebla de Guadalupe y su real Monasterio. Aquí podéis consultar las características de la ruta.

Vistas de la Puebla de Guadalupe y su real Monasterio en la bajada de la ruta.
Vistas de la Puebla de Guadalupe y su real Monasterio en la bajada de la ruta.

6.- La Ruta del Agua

En Mérida, combinando naturaleza e historia con el elemento común del agua, podemos disfrutar de un recorrido cuyos principales puntos de interés son el río Guadiana, la presa romana de Proserpina y el acueducto romano de Los Milagros. Su dificultad es media y tiene una longitud de 15 kilómetros. Aquí podéis saber más sobre ésta y otras rutas cerca de Mérida.

Vistas del Acueducto de los Milagros, llamado así porque es un milagro que esté en pie.
Vistas del Acueducto de los Milagros, llamado así porque es un milagro que esté en pie.

7. La Ruta del Camino Real

Los diez kilómetros entre las localidades de Navaconcejo y Piornal nos deleitan con tramos de gran belleza. Al terminar la ruta podremos disfrutar de unas excelentes vistas del valle del Jerte, puesto que nos hallaremos en el pueblo más alto de la comunidad autónoma de Extremadura, Piornal. Caminaremos siempre escoltados por cerezos y robles. Como hitos nos encontraremos con el Puente de los Molinillos, la Garganta Bonal y el Salto del Calderón, un espectacular salto de agua. También es reseñable la fuente Matafrailes, donde cuenta la leyenda que un fraile, exhausto por las cuestas que llevan a Piornal, bebió agua demasiado fría y perdió la vida. Aquí podéis informaros sobre las características de la ruta.

Una espectacular ruta para disfrutar de los famosos cerezos en flor.
Una espectacular ruta para disfrutar de los famosos cerezos en flor.

8.- La Ruta de Tentudía

Se trata de la subida desde Monesterio al Monasterio de Tentudía. Los senderos que suben desde el pueblo, que transcurren por parajes de pinos, castaños y alcornoques, nos llevarán en poco más de dos horas por la sierra de Tentudía al monasterio que da nombre a la zona. Son dos horas y pico de subida y otras tantas de bajada. El principal hito, como es obvio, es el monasterio, que debe su nombre a una historia muy curiosa.

En el siglo XII el capitán Pelayo Pérez Correa estaba luchando contra los árabes en una batalla cuando, viendo que iba a caer la noche y que no se acababa la pelea, le imploró a la virgen: “Santa María, detén tu día”. Y, según la leyenda, el sol se detuvo en el horizonte y las tropas cristianas pudieron terminar la contienda. Correa, maestre de la Orden de Santiago, mandó construir el templo para Santa María de Tentudía. Así que ya sabéis qué hacer si en plena caminata se os hace tarde y pensáis que nos os va a dar tiempo a llegar antes de que oscurezca.

La llegada al Monasterio de Tentudía, el objetivo de la ruta.
La llegada al Monasterio de Tentudía, el objetivo de la ruta.

Como ya hemos dicho otras veces. No están todas las que son, pero son todas las que están. A disfrutarlas.

– Las diez mejores rutas de senderismo de España

– Diez beneficios de practicar senderismo

– Equipo imprescindible para practicar senderismo

– La ruta del Cares, la senda más recorrida de los Picos de Europa

¿Quieres recibir nuestros temas en tu email?

* dato requerido


Si te gusta, compártelo