Si te gusta, compártelo

Por Daniel Rioboo Buezo

La Asociación de Tenistas Profesionales (ATP) busca implantar cambios en las reglas del tenis para hacerlo más ameno, espectacular y “televisivo”. Para ello, ha utilizado el torneo sub-21 de Milán celebrado recientemente como campo de pruebas de estas posibles futuras normas. Entre las novedades figuran los sets más cortos. Estos se completarían cuando uno de los tenistas gane cuatro juegos (y no seis como ahora) disputándose un tie-break si se llega a un 3-3 en el marcador si bien los partidos serían a cinco sets. También se eliminaría la ventaja con lo que tras el 40-40 el siguiente punto decidiría el juego evitando tener que hacerlo con dos puntos de diferencia, lo que da lugar a interminables desempates. Otra novedad importante experimentada es la eliminación del let en los servicios. Así­, si la bola toca la red y cae dentro del cuadrante del servicio el punto continuaría y no se repetirí­a como hasta ahora. Y en cuanto a los puntos polémicos, se recurriría al “Ojo de halcón” automáticamente en cada punto y no a petición de los tenistas, eliminando la figura de los jueces de línea y quedando tan sólo el juez de silla como árbitro del juego.

Las nuevas normas que se plantea implantar la ATP se experimentaron en el torneo “Next Gen Finals de Milán”.

Desde la ATP también buscan reducir el tiempo de calentamiento pasando a ser de cinco minutos frente a los diez actuales. Además, se busca controlar las demoras entre punto y punto instalando un reloj para controlar los 25 segundos entre los mismos. También se tiene idea de acabar con las continuas llamadas a médicos permitiendo una sola atención médica por partido si bien se permitiría a los jugadores hablar con sus entrenadores en determinadas fases de los partidos, algo que está prohibido por el momento. Por último, los espectadores tendrí­an libertad de movimiento en las gradas salvo en las lí­neas de fondo para no desconcentrar a los jugadores.

A nosotros nos parece que estas normas pueden ser útiles para conceder más agilidad a los, a menudo, eternos partidos, pero nos siguen pareciendo insuficientes. Así que vamos a atrevernos a proponer una serie de cambios para hacer del tenis un deporte más espectacular y dinámico para el aficionado.

DURACIÓN DE LOS PARTIDOS

Actualmente los torneos de Grand Slam (Open de Australia, Roland Garros, Wimbledon y Open de Estados Unidos) así como la Copa Davis se disputan al mejor de cinco sets en categoría masculina, algo que muy a menudo hace los partidos interminables para los espectadores y supone un esfuerzo agotador para los tenistas.

  • Propuesta: Reducir de cinco a tres sets todos los partidos en los cuatro grandes y en la Copa Davis como ya ocurre en los torneos de la ATP y la WTA que no pertenecen a la categoría Grand Slam.
  • Justificación:  Es difícil y agotador poder ver cinco horas de tenis, por mucho que nos guste. El concepto del deporte en Estados Unidos es distinto al europeo y allí asistir a un partido en directo se concibe como una actividad pasar toda la mañana o toda la tarde y comer o cenar durante el evento ya que el desplazamiento hasta el lugar suele ser muy largo. Pero en Europa y el resto del mundo no ocurre lo mismo. Si no, veamos la duración media (con descansos incluidos) de los partidos de los principales deportes, normalmente siempre menos de dos horas ya hablemos de fútbol, baloncesto, balonmano, etc. Creemos que el tenis no debería ser una excepción y que acortando la duración de sus partidos ganarían en atención y espectacularidad. En los torneos de masters 1000 ya se hizo hace algunos años y creemos que en los de Grand Slam podría hacerse lo mismo y quizá tan sólo dejar los cinco sets para la final.
John Isner y Nicolas Mahut disputaron en Wimbledon 2010 el partido más largo de la historia: 11 horas y cinco minutos.
John Isner y Nicolas Mahut disputaron en Wimbledon 2010 el partido más largo de la historia: 11 horas y cinco minutos.

PUNTUACIÓN EN LOS JUEGOS

En el tenis hay que ganar cada juego con al menos dos puntos de diferencia sobre el rival. Así, es muy frecuente que haya continuas igualdades o “deuces” que hagan algunos juegos excesivamente largos.

  • Propuesta: Que no haya que superar al rival con dos puntos de diferencia para anotarse un juego, es decir, que pueda hacerse con un punto de diferencia únicamente. Así cada juego lo ganaría el primer jugador que llegara a cuatro puntos con lo que se conseguiría reducir la duración de cada partido y se haría cada punto más decisivo.  Como ejemplo puede servir el voleibol, donde se retiró la norma de tener que tener ventaja para sumar un punto y desde entonces ha ganado en emoción y cada punto tiene mayor valor. Lo mismo debería ocurrir en los sets finales de cada partido, que se decidan como el resto en un tie-break y que no haya que ganarlos con dos juegos de diferencia para no alargarlos en exceso.
  • Justificación: A veces los juegos se hacen interminables con tanta recuperación de ventaja y tantos “deuces”. Sí, en ocasiones, genera emoción, no se puede negar, pero la mayor parte de las veces los juegos pueden hacerse excesivamente largos y si los partidos duraran menos podríamos ver dos o tres en una sola tarde en vez de poder ver solo uno.
Garbiñe Muguruza derrotó a Serena Williams en la última final de Wimbledon.

SISTEMAS DE CLASIFICACIÓN MUNDIAL

Actualmente el circuito masculino de la ATP y el femenino de  la WTA tienen dos clasificaciones, la Race o carrera del año en la que se contabilizan tan solo los resultados obtenidos en la temporada en curso y el Entry Ranking o Sistema de entradas en el cual se suman los puntos obtenidos por los tenistas en las últimas 52 semanas manteniendo un ranking mundial de jugadores. Así, cada ronda alcanzada en un torneo otorga unos puntos que al año siguiente el tenista tiene que defender en el mismo torneo de manera que si llega a una ronda menos perderá puntos y  probablemente posiciones en la clasificación.

  • PropuestaQue no haya que defender los puntos logrados el año anterior y que se unifiquen ambas clasificaciones en una sola.
  • Justificación: Para entender el sistema actual del Ránking pongamos un ejemplo. Si un año un tenista ha ganado tres Grand Slam y tres Masters 1000 (los nueve torneos que les siguen en importancia y que más puntos y premios otorgan) y consigue ser el número uno del mundo, el año siguiente puede perderlo habiendo ganado un par de torneos menos, ya que debe defender una gran cantidad de puntos y en este caso lo perdería. Creemos que el que existan dos clasificaciones es confuso  y que deberían unificarse en un solo ránking no tan condicionado a los resultados del año precedente. Y, por supuesto, más allá de la posición en el ránking, lo más importante para los tenistas sigue siendo ganar títulos.
Nadal y Federer han perdido posiciones cuando las lesiones les han impedido defender los puntos acumulados.

COPA DAVIS

La Copa Davis es un torneo histórico de naciones, el equivalente a un mundial de selecciones en el tenis y sus eliminatorias aportan rivalidad y enfrentamientos memorables. Pero el hecho de que sea anual hace que muchos grandes jugadores renuncien  a menudo a competir en las primeras rondas debido a la saturación del calendario privando a la competición de sus grandes nombres.

  • Propuesta: Celebrar la Copa Davis cada dos años y cuando no sea año olímpico, es decir, en los años impares.
  • Justificación: Al ser anual el torneo pierde prestigio y, en las primeras rondas, muchos de los mejores jugadores se ausentan. Como ejemplo, la propia España que, tras vencer en cinco ocasiones en lo que llevamos de siglo XXI, descendió posteriormente del grupo mundial durante dos años por la ausencia de sus mejores jugadores. Es como si hubiera un mundial de fútbol o baloncesto cada año, creemos que es excesivo  porque el calendario tenístico ya está suficientemente cargado y la competición pierde parte de su valor.
Por segundo año consecutivo España ha caído en primera ronda de la Copa Davis.
Tras sus numerosos éxitos, España cayó a la segunda división del tenis mundial por equipos.

Estas son nuestras propuestas si bien las de la ATP probablemente tengan infinitamente más posibilidades de aplicarse pero, esencialmente, coinciden en lo mismo, lo que debería intentar conseguirse es reducir la duración de los partidos para así­ aumentar su espectacularidad y dinamismo.

-Diez lecciones que debemos aprender de Rafa Nadal para tener éxito en la vida

-Los diez magníficos que ya conquistaron una Copa Davis

-Los showman del deporte: Novak Djokovic vs Usain Bolt

¿Quieres recibir nuestros temas en tu email?

* indicates required

Si te gusta, compártelo