Si te gusta, compártelo

Por DANIEL RIOBÓO BUEZO

El deporte es sinónimo de competitividad, esfuerzo y lucha pero también de solidaridad, deportividad y entretenimiento. ¿Y el humor? Pues quizá no es tan frecuente aunque hay deportistas que a veces sin querer, intentando desarrollar nuevas facetas artísticas, o queriendo, por su espíritu desenfadado, nos hacen reír continuamente. Quizá los más destacados en este aspecto son Novak Djokovic y Usain Bolt, los grandes histriones del deporte en la actualidad. Pero los humoristas también han utilizado el deporte como inspiración de algunos de sus gags más célebres. En esta primera entrega vamos a centrarnos en clásicos del humor recordando algunas escenas icónicas de la comedia y casi del deporte.

  • Buster Keaton

Si bien el deporte no ha sido un tema demasiado recurrente para los humoristas, ya desde los comienzos del cine mudo Buster Keaton lo utilizó para algunos gags memorables. El intérprete de “El maquinista de la general” o “El Cameraman” también interpretó a un púgil en “El boxeador”. En ella Keaton es Alfred Butler, un millonario que aspira a conquistar a una chica cuya familia le desprecia por enclenque. Para conseguir su objetivo se hará pasar por un campeón de boxeo con su mismo nombre. El truco surte efecto hasta que le toca combatir y para ello debe prepararse, con estos resultados…

  •  Charles Chaplin

Al igual que Keaton, Charles Chaplin no podía ser menos y en sus películas también hay escenas con acento deportivo. Entre ellas, la de su cortometraje “Vacaciones” en la que interpreta dos papeles, el de un hombre rico y el de su doble, un vagabundo (Charlot) que termina enamorándose de la mujer de su jefe. Mientras piensa como lograr su amor se mete en algún que otro lío tratando de jugar al golf. Mejor verlo que contarlo, Chaplin en estado puro.

  • Harold Lloyd

Como no hay dos sin tres, no podíamos dejar de lado a Harold Lloyd. Junto a Keaton y Chaplin formó el gran “triunvirato” del cine mudo. Y como, ellos, además de actuar en películas míticas como ‘El hombre mosca’, Lloyd también hizo sus pinitos deportivos en el celuloide. Concretamente en “El estudiante novato”, en el que interpretaba a un pipiolo dispuesto a todo para hacerse popular en la universidad. Incluso a jugar al fútbol americano, aunque su estilo dejaba mucho que desear.

  •  Monty Python

Y tras los clásicos del cine mudo llegamos a una cita cumbre del humor con el deporte como excusa. Sus protagonistas, los Monty Python, el quinteto angloamericano rindió homenaje al fútbol y la filosofía con un particular partido entre filósofos disputado en el Olympiastadion de Múnich con la excusa de los Juegos Olímpicos de 1972. Por un lado, la escuela filosófica ateniense y por otro lado la filosofía alemana del siglo XIX y todo mediado por un trío arbitral de lo más peculiar. ¿El resultado? Un partido antológico, e incluso ontológico.

 

  • Tricicle

Para incluir un poco de acento español en esta primera entrega de sketches deportivos, cómo no acordarnos de Tricicle y su memorable actuación en la gala de clausura de Barcelona 92. El trío catalán hizo un particular homenaje al atletismo y a la picaresca, que no al espíritu olímpico. Ante su inminente retirada, qué menos que rendir un homenaje a estos genios del humor español contemporáneo.


Continuará…

-Humoristas en chándal II

Los showman del deporte: Novak Djokovic vs Usain Bolt

¿Quieres recibir nuestros temas en tu email?

* dato requerido


Si te gusta, compártelo